Masajes erótico una practica muy erótica

Los masajes eróticos son y serán por antonomasia una de las prácticas eróticas y sexuales más utilizadas por parejas de todo tipo, profesionales o simplemente curiosos, para comenzar, incentivar o experimentar en sus relaciones sexuales.  Pero ¿De dónde proceden los masajes eróticos? ¿Cuál era su fin en el origen? ¿Qué rodea a todo este mundo de caricias y juegos?

 art-1044149_640

Los masajes eróticos como ya hemos mencionado unas líneas atrás, se están convierto en una práctica muy común entre parejas o amantes, tanto se ha popularizado, que empieza a crearse y expandirse un mercado cada vez menos furtivo en torno a esta práctica tan común, tan sencilla y compleja a la vez.

Los masajes erótico han generado auténticos negocios alrededor de ellos, tanto en productos, complementos, tutoriales, música, clases… como a un creciente mercado del placer, más enfocado a la ganancia monetaria que al placer en sí.

Pero antes de entrar al detalle en todo ello, vamos a remontarnos un poco a su origen y al concepto y a su fin principal, antes de que evolucionara hasta nuestros días.

 

Historía de los masajes

Los primeros masajes eróticos, han sido algo tan sencillo, fácil y puro como una caricia, un abrazo, un acercamiento, eran una forma de expresar a aquella persona especial, un sentimiento, el aprecio que se le tenía o simplemente una forma de acercamiento más íntimo.

El concepto o definición básica y técnica del masaje es, la operación consistente en manipular o presionar la capa superficial del cuerpo humano, ejerciendo cierta presión o frotamiento rítmico controlado con un fin concreto, normalmente enfocado a relajación, desbloqueo muscular, terapia deportiva o similar. Tomando este concepto como referencia, podría decirse entonces que:

“Los masajes eróticos son la manipulación de las capas superficiales del cuerpo humano de una forma más íntima, delicada y localizada para conseguir una excitación sexual”

Origen

Si hablamos del origen temporal y del punto de partida de este tipo de masajes, la localización se encuentra en Asia – sin centrarnos en una fecha muy concreta, pero si centenaria – con objetivos puramente medicinales y terapeutas. Se han encontrado numerosas referencias escritas y gráficas en la China Ancestral. Incluso en sociedades clásicas como fueron la Grecia y Roma, donde es bien conocida la gran libertad sexual predominante en la época de mayor apogeo de estas culturas, con banales y fiestas subidas de tono, en las que había una infinidad de prácticas relacionas con la sexualidad y el placer.

acropolis-1348511_640

Aunque, también es cierto, que teniendo en cuenta que los masajes implican, un contacto físico entre personas, es muy posible, que estos masajes eróticos, puedan remontarse muchos años atrás, básicamente desde el origen del hombre, confirmados con la existencia de algunos testimonios gráficos de gran antigüedad.

Evolución

Durante la Edad Media, se extiende un vacío en la evolución de esta práctica, debido a la alta represión de todo lo relacionado con el cuerpo humano, la sexualidad y el placer que infundió la iglesia, pero volvió a resurgir fuertemente en la época del Renacimiento.

Sorprendentemente, en la perpetuación de los masajes a lo largo de la historia, los árabes tuvieron un papel muy importante, ya que gracias a ellos permanecieron en el tiempo las técnicas del masaje y la tradición de los mismos, como fieles practicantes.

“Los árabes fueron los perpetuadores en el tiempo de los masajes”

Como ya hemos indicado, la función principal era medicinal, de alivio muscular o terapéutico, pero es cierto que todo fue evolucionando – nuevamente nos remontamos a Asia – con el nacimiento de los famosos masajes Tántricos.

Los mansajes Tántricos, sin lugar a dudas,  podríamos decir que son el origen real de los masajes eróticos.  Los masajes Tántricos, tiene un toque bastante espiritual y profundo, se asientan bajo los cimientos de la idea de que si estas sexualmente feliz, relajado y asentado, entonces tu cuerpo, tu salud y tu vida serán mucho mejores. Por ello este tipo de masajes, buscan conseguir, placer y excitación como forma de felicidad, sin necesidad de llegar a la penetración, pero si estimulando los órganos sexuales de ambas partes. Llegándose a convertir en una terapia que hace uno el placer, con la relajación mental y corporal.

Nuestros días

Historia aparte, lo cierto es que hoy en día, los Masajes Eróticos, son algo muchos más sexual que terapéutico, que hacen las delicias de quienes los practican, los imparten y los disfrutan. Tanto es así, que el negocio está creciendo y está en plena expansión, más adelante detallaremos la parte más profesional y económica de los masajes eróticos.

Aunque sería prácticamente imposible hacer una enumeración de todos los tipos – hay tantos masajes eróticos como personas en la tierra, ya que cada uno tiene o puede tener su técnica personalizada – vamos a hacer una pequeña clasificación de aquellos que quizás sean más comunes o estandarizados.

 

Tipos de Masajes Eróticos

Los tipos de masajes eróticos, se clasifican según la técnica o la forma de darlo, incluso de lo que utilizas para hacerlo, ya que en los masajes cotidianos tu sueles utilizar únicamente las mano o como muchos los pies, en los masajes eróticos puedes utilizar una infinidad de partes y objeto para realizarlos, y en base a esto, es a través de lo que hacemos una tipificación, aunque advierto, los nombres no son demasiado eróticos 😉

 

body-1114268_640

  1.  Amasar

Aunque el nombre no suscita demasiado erotismo, este tipo de masaje, suele aplicarse y utilizarse para zonas más musculosas y con más cantidad de carne (aunque suene un poco mal) como por ejemplo, pechos, muslos, glúteos. Este tipo de práctica lo puedes aplicarlo con más o menos intensidad y rapidez dependiendo del efecto que quieras causar, si lo enfocas más a la relajación la intensidad y la presión será mucho mayor, pero si está más enfocado a la excitación y al erotismo, tendrás que hacerlo más lento, y pausado y con mayor número de caricias, menos presión y movimientos más delicados.

La técnica empleada, consiste en levantar delicadamente la piel, apretarle pero sin llegar a hacer daño, sino de una forma amorosa y enrollarla en el pulgar y los deditos de una mano (con erotismo, no como si amasaras crocretas), e ir deslizándolos hacia la otra mano, así repetidas veces, como más o menos ritmo según marque la situación.

Funciona muy bien en la parte interior de los muslos, tanto masculinos como femeninos, ya que son bastante sensibles a roces y movimiento. Tú y tu pareja marcáis el ritmo y la intensidad.

  1. Ondulante

Esta técnica puede proporcionar mucho placer y excitación, siempre que consigas  un equilibrio entre la presión y el movimiento. Suele proporcionar un gran placer y excitación si se realiza en los pechos (sobretodo femenino), pies, hombros y partes genitales. Ten en cuenta, que cuando lo practiques en las partes genitales, tienes que tener mucho más cuidado y delicadeza al ejercer la presión, ya que si sobrepasas el límite, puede resultar molesto y dejar de tener el efecto deseado.

La forma correcta de realizarlo, es cerrar la mano en forma de puño – no demasiado apretada si no queremos ejercer una gran presión y más apretada si por el contrario la presión a ejercer es más fuerte – con la mitad de los dedos presionamos la piel y realizamos pequeño movimientos giratorios o circulares. Nuevamente, la rapidez o lentitud de los movimientos, los marca el nivel de excitación y de placer que tenga cada pareja.

  1. Ventosa

Nuevamente, nombre poco agraciado para el tema que estamos tratando. La práctica de la ventosa, puede ser a priori, un poco más compleja, por eso, no te agobies si no sale perfecta la primera vez, lo bueno es seguir practicando. Puede generar una gran excitación sexual sobre la mujer, si la aplicamos en zonas como el pubis y glúteos, siempre de forma delicada.

Consiste en golpear de forma suave las diferentes partes del cuerpo, alternando las manos, la una con la otra, colocando lo pulgares para dentro y manteniendo los dedos juntos. Estos golpecitos son muy estimulantes y refrescantes, por ese motivo, comentábamos al principio, que si se aplican en la zona genital de la mujer, pueden resultar muy interesantes y excitantes al generar incluso una pequeña vibración.

Y si lo aplicamos a la parte de los glúteos, tanto masculinos como femeninos, pueden simular unos pequeños azotes pero más delicados y eróticos.

  1. Deslizante

Esta técnica es una de las más básicas pero efectivas. Este tipo de masajes o caricias según como se mire, puede realizarse con las manos o pechos femeninos, y bueno si ya eres más atrevido o atlético, incluso con los genitales masculinos, aunque puede resultar un poco más grotesco. Sin duda, son uno de los masajes que más éxito tienen, principalmente, por su poca complejidad y por su rápida eficacia en términos de excitación sexual y de clímax.

Si utilizamos las manos o los puños, la zona principal de manipulación es la espalda de nuestra pareja, aunque siempre se puede experimentar en otras zonas. Se extienden las palmas  de las manos o los puños desde los glúteos, a través de toda la espalda, hasta los hombros  y nuca, y repetimos este movimiento sucesivamente de la forma que más te apetezca, hay que tener un poco de libertad e imaginación. Esta técnica tiene una versión más sexual, que es realizar los mismos movimientos, pero deslizando los pechos de la mujer y sus pezones por la espalda y glúteos de forma libre. No ejerciendo demasiada presión, solo la necesaria para que nuestra pareja pueda sentir e intuir los pechos sobre su piel. Sólo con ese concepto en la imaginación, ya aumentaran las pulsaciones.

  1. Golpecitos

Otro de los masajes eróticos más comunes, es en el que se emplean pequeños golpes con los puños relajados, en las zonas más musculares del cuerpo. Esta práctica suele utilizarse al final del masaje, ya que por energía empleada  es una de las más excitantes, y es conviene realizarlo cuando queramos alcanzar el punto álgido de nuestra excitación sexual y la de nuestra pareja.

Consiste en realizar pequeños golpes, con los puños cerrados, sobre la piel. Los golpes tienes que ser pequeños pero energéticos y normalmente se suelen alternar ambas caras de los puños, pero eso ya es a elección de cada uno. Recordar, en esta técnica, tenéis que controlar la fuerza y no pasaros golpeando, ya que no queremos hacer daño a nuestra pareja, a no ser claro que te guste el sadomasoquismo, pero eso ya es otro tema 😉

  1. La técnica del pulgar

Y esta como su propio nombre indica es la utilización del pulgar para realizar los masajes, lo cual da mucho de sí. Aquí puede sutilizar la imaginación todo lo que quieras, y experimentar allá por donde se te ocurra, y cuando digo allá, quiero decir en todos los recovecos del cuerpo a los que puedas y quieras alcanzar. Este pulgar mágico suele dar mucho juego. El concepto básico es la utilización del pulgar con movimientos rápidos y cortos empezando por la zona baja de la espalda, hasta los glúteos, y si lo deseas bajando hasta casi el ano.

En la técnica del pulgar la zona de juego puede ser mucho más amplia, genitales tanto en el interior como en el exterior, pubis, rodillas, cuello, boca, labios. Todo lo que se os ocurra!!

masajes eróticos para hombres

  1. Prolongado

Este masaje erótico es la sexualidad en estado puro. Una de las mejores formas de llegar al clímax y la excitación sexual. La herramienta principal son las manos,  y si las sabes utilizar bien, pueden convertirse en tu mejor arma de seducción. Consiste en ir desde la cabeza o nuca, casi hasta los pies pasando y haciendo parada allá donde quieras y te apetezca, cintura, omoplatos, dorsales, muslos, rodillas… Puedes comenzar por la cabeza, tocando los lóbulos de las orejas, los labios, después empiezas a bajar por el cuello, nuca, espalda, entre muslos, tobillos… uno de los trucos mejores y más excitantes, es justo antes de llegar a los glúteos, hacer parada en la zona de la pelvis y del periné, estimulando el clítoris y la zona interior de los muslos. Pasión en tus manos! Es un arma poderosa, manéjala con cuidado.

  1. Con Abdomen

Tanto el abdomen como la zona más cercana a este, son una de las zonas del cuerpo más sensibles, por el tipo de piel y musculatura. Por lo tanto, es donde más mimo y delicadeza debemos de poner, sin tener en cuenta las zonas genitales claro. Para esta zona utilizaremos las manos o los dedos -yo personalmente prefiero las manos- de una forma delicada, principalmente en círculos y con movimientos pequeños. Si seguimos estas indicaciones podremos conseguir una gran excitación en nuestra pareja.

En la mujer, se puede bajar ligeramente hasta rozar lo que se conoce con el Monte de Venus, o justo su parte superior, en esa zona la sensibilidad es muy alta, simplemente por el concepto de llegar casi a tocar la zona genital, pero no alcanzarla y puedes hacer temblar de verdad el cuerpo entero de tu pareja y que quiera más.

En el hombre también puede realizarse, aunque esta zona es algo menos sensible, en la mayoría de ellos, aunque siempre podemos encontrar algunas excepciones.

 

  1. Cuerpo contra cuerpo

Y por último pero no por ello menos importante, esta técnica en la que ambas partes realizan un masaje conjunto. Normalmente una de las dos partes de la pareja, suele llevar la voz cantante y dominante, porque si no puede haber un poco de descoordinación, y si no hay compenetración y ritmo entre ambas, no tendrá el mismo efecto.

Como su propio nombre indica, lo que utilizamos para realizar el masaje erótico, es el cuerpo completo, desde la cabeza a los pies, aunque es cierto que algunas partes tendrán más protagonismo que otras. Tienes muchas combinaciones disponibles y muchos ritmos, ejerciendo presión el uno contra el otro encajando como piezas de un puzle, cara – cara, cara – espalda, colocándose como en la postura del 69, como si fuera unas tijeras que se cruzan…básicamente lo que tu flexibilidad te permita realizar. La presión y el movimiento variaran según el nivel de excitación, lo ideal es empezar de forma pausada, e ir aumentando el ritmo según se vaya avanzando en la práctica.

 

girl-1173571_640

 

Los Masajes Tántricos

Al comienzo del artículo, hemos hecho referencia a lo que se considera el origen de los masajes eróticos, el Masaje Tántrico, aunque este tipo de masajes van mucho más allá del puro erotismo y del cuerpo físicamente hablando, me gustaría desarrollar y pararme a comentar un poco más sobre estos masajes o filosofía de vida, ya que creo que tienen una gran importancia y relevancia en la evolución de los Masajes Eróticos.

Los masajes Tántricos, se remonta a tiempos históricos con una antigüedad de más de 5000 años, aunque carecemos de una fecha exacta de origen. Estos masajes aumentan nuestra actividad y capacidad sensorial a niveles de gran profundidad mental, y está vinculado directamente con la sensualidad y el erotismo en la superficie del concepto, pero en realidad es mucho más profundo y tienen una gran cantidad de historia y teorías tras de sí.

Conceptualmente hablando, los masajes Tántricos son masajes enfocados principalmente, a las zonas genitales y sexuales de las personas, cuyo principal objetivo y meta, no es la excitación sexual y el orgasmo, si no la curación y la relajación del cuerpo y la mente, de esta forma cada caricia, roce, aliento o sonido tendrá una percepción e implicación mucho mayor que en apariencia. Este concepto y práctica, es conocida en la zona Occidental del mundo cómo una forma de despertar la energía interior de las personas a través de la intimidad, la meditación y la compenetración de los cuerpos, la mente y de las parejas.

“Los Masajes Tántricos ayudan a conseguir la felicidad máxima en cuerpo y mente”

Cómo ya hemos mencionado anteriormente, este tipo de masajes, no tiene como objetivo la penetración sexual, o el conseguir el orgasmo en ambas partes de la pareja, aunque si es cierto que puede llegar a conseguirse en una gran cantidad de ocasiones.  Los Masajes Tántricos centran su importancia y foco de acción en la generación de energías a través del chakra raíz conocido como muladhara, para poder conseguir una conexión total en la pareja tanto en cuerpo como en espíritu y mente. Además ayudan a eliminar el estrés corporal y mental para conseguir alcanzar una paz total y la felicidad plena.

El cuerpo es el principal foco de la activad del masaje tántrico, a través del cual se consigue la plenitud y la espiritualidad, de ahí, que los mansajes eróticos estén íntimamente relacionados con esta tendencia.

Los Masajes Tántricos tienen diferencias si se aplican a mujeres o a unos hombres. Vamos a hacer un pequeño resumen para cada uno de los sexos.

 

  1. Masajes Tántricos para Mujeres

El punto de partida es la zona púbica, aplicando un poco de aceite, dejando que vayan cayendo algunas gotas en la zona de los labios. La relajación no será instantánea, si no que tendrá que tomarse su tiempo. Comenzamos a aplicar un ligero masaje en cada uno de los labios deslizando los dedos de arriba abajo. No es conveniente realizar demasiada presión, ya que al ser una zona con bastante sensibilidad, podría resultar molesto o dañino. Realizamos el mismo ejercicio para los labios interiores, aquí pondremos atención en ir despacio y tocando bien en profundidad.

Podemos decir que el clítoris femenino es una de las partes del cuerpo con mayor sensibilidad, por lo tanto es donde deberemos de centrar nuestro masaje. Como todos sabemos, a veces no es sencillo de encontrar, para ello deberemos empezar con caricias suaves e ir jugando por la zona hasta que notemos que nuestra pareja reacciona. Una vez localizado correctamente, ejerceremos un poco de presión para aumentar el placer, pero sin excedernos, ya que no queremos que nuestra pareja alcance el orgasmo.

Ahora pasaremos a la zona interior genital, introduciendo el dedo corazón y realizando masajes circulares en la zona interna. Es muy importante, colocar siempre la palma de la mano para arriba ya que de esta forma llegarás mejor a los diferentes recovecos, doblando el dedo hacia la palma podrás encontrar el punto G, comienza a acariciarlo, combinando este movimiento y con el dedo pulgar rozar la zona del clítoris. Como hemos repetido varias veces, el fin no es que la mujer llegue al orgasmo, aunque si todo se hace bien, hay muchas posibilidades de que lo consiga, y entonces consiga la máxima relajación.

 

  1. Masajes Tántricos para Hombre

Vamos con ellos, lo que a priori puede parecer muchos más sencillo, más bien es ligeramente más complicado, ya que los hombres suelen ser mucho más físicos que las mujeres y reaccionan mucho más antes cualquier estimulo o caricia. Por ello, los primeros pasos serán realizar un masaje relajante por todo el cuerpo, evitando directamente las zonas genitales.

Una vez notes que el hombre esta relajado, utiliza un poco de aceite sobre la zona genital completa y comienza a masajearlos suavemente. Puedes comenzar por el testículo, después la zona del hueso púbico y posteriormente pasar perineo.

Ahora pasamos directamente a la zona del pene, realizando pequeños pellizcos suaves, varias veces, y subiendo hasta el tronco. Repítelo varias veces hasta que notes la relajación, recuerda es muy importante hacerlo despacio y delicadamente para que no haya un excitación sexual muy fuerte e intensa de golpe. Cogemos el pene por la parte superior, y hacemos un movimiento deslizante de arriba abajo intercambiando las dos manos con masajes circulares, despacio y controlado para que el hombre alcance el orgasmo. Continúa el masaje pero aumentando poco a poco la presión para controlar su orgasmo si consigues ir aumentándolo poco a poco con estos masajes y presión llegará a su orgasmo más placentero y prolongado.

 

7 beneficios de los masajes Tántricos

A parte de lo evidente en temas sexuales, los Masajes Tántricos tienen una gran cantidad de beneficios algo más profundos y espirituales.

  • Gracias a los movimientos lentos y controlados la sensualidad de acto es mucho mayor, potenciando nuestro sentido del tacto a muy altos niveles.
  • Ayuda a la circulación, reduciendo la presión arterial y regula el ritmo cardiaco gracias a la relajación y a la paz interior.
  • Ayuda a eliminar los desechos corporales, gracias a la estimulación que hace que mejore la circulación del oxígeno en sangre y la circulación del tejido linfático.
  • Se entra en un estado de bienestar y de alivio del dolor gracias a la liberación de endorfinas naturales, durante la realización del masaje.
  • Y uno de los aspectos más importantes es un reducción notoria del estrés, gracias a la disminución de sustancias químicas vinculadas a los estados de ansiad.
  • Te ayuda a conocerte mejor a ti mismo y a tu pareja a nivel íntimo y físico.
  • Crea vínculos más cerrados y más profundos entre los practicantes.

 

Pero bueno después de todo esto, no os asustéis, la realización de los Masajes Eróticos no tienen una base científica, cuántica o técnica estudiada –aunque tener algunos conocimientos básicos tampoco vendría mal- lo primordial en este mundo de los masajes eróticos es buscar un equilibrio, compenetración y perfecta sincronía de tu cuerpo y el de tu pareja. Cuando comienzas a realizarlos o te los hacen a ti, un masaje erótico es importantísimo, primero estar receptivos, poner en marcha la energía interior y la sensualidad personal para poder alcanzar el orgasmo mutuo de una forma perfecta.

Es necesario conocer y saber, para realizar los masajes eróticos más perfectos, la relación intrínseca que hay entre las diferentes zonas de la piel del cuerpo humano y la llegada al orgasmo interno sexual. Y por supuesto es muy importante conocer los diferentes puntos erógenos de la anatomía masculina y femenina ya que son claves en todos los masajes eróticos.

Por si de repente os habéis atorado, aquí os dejo una listita con cada uno de ellos. Como observareis, las mujeres tenemos muchos más puntos mágicos ;). Aunque suene repetitivo, esto no es una regla, es decir, en la mayoría de los casos estos centros erógenos están localizados, pero puede suceder que cada persona tenga más o menos, como ya hemos dichos cada persona es un mundo, y generalizar en ese aspecto nunca es demasiado bueno.

Cuerpo Humano

Puntos Erógenos Masculinos:

  • Pezones
  • Parte inferior del ombligo
  • La espalda
  • Los glúteos
  • Los dedos
  • La parte interior de las piernas
  • La parte de atrás de las rodillas
  • Las orejas
  • El pecho
  • Y el famoso punto G, que las leyendas dicen que se encuentra en el ano.

Puntos Erógenos Femeninos:

  • El codo
  • Las manos
  • El Cuello y la nuca
  • Ombligo y parte inferior del vientre
  • Los muslos y tobillos
  • Ingles
  • Pies
  • Las Rodillas
  • El pelo
  • La espalda
  • Pecho
  • La orejas, centrándose en el lóbulo

Es importante conocerlos, ya que en numerosas ocasiones, cuando vas a realizar masajes, resulta muy interesante unir diversas de estas zonas del cuerpo y órganos, para alcanzar una mayor fuerza y energía.

 

Consejos para el masaje perfecto

Pero bueno si aun así no os termina de quedar muy claro a los masajistas amateur las pautas a seguir aquí os dejo unos consejillos que os vendrán muy bien.

Crea un ambiente adecuado e íntimo, con una buena temperatura que ayude a que los músculos se relajen.

El lugar donde realizar el masaje tiene que ser cómo y

acogedor.

Cocimientos básicos, necesitas una base, no es necesario ser profesional, pero ver algún tutorial o videos de iniciación básicos.

Nada encima, muy importante, estar completamente desnudos, ambos dos, el cortar el masaje para desnudarse corta el rollo.

Clímax, pon unas luces calidad y con poca intensidad, algo aromático y un poco de música zen. Importante!! Fuera móviles, solo cortan el rollo.

Aderezo, utiliza aceites especiales o corporales para facilitar la lubricación general. Intenta que sean de cierta calidad y con algo de aroma.

Intenta no haber realizado una comida muy pesada, ya que en vez de masaje se puede convertir en siesta eterna.

Haz cualquier cosa que se te ocurra, utiliza tu imaginación ten un par de pautas marcadas, pero déjate llevar.

Mantén el contacto en todo momento, con tus manos o con alguna parte de tu cuerpo, eso creará un vínculo.

10º Paso a paso, no vayas directamente al tema, masa

jea todas las partes del cuerpo para después terminar en la zona genital principal.

11º Esto no es un examen a ver quién lo hace mejor, se trata de ir mejorando y de descubrir cosas así que no tiene que ser perfecto

12º Ten confianza en ti mismo o en ti misma y todo ira perfecto. Es lo más importante.

Y claro, ahora estarás pensando “Si, si esto en la teoría está estupendo, pero ¿y en la práctica?” No os agobiéis, a continuación voy a entrar al detalle de lo que podría ser la perfecta sesión de una Masaje Erótico con final feliz, Desde lo más general y básico a lo más detallado y concreto. Aunque como ya he dicho, lo Importante es la imaginación y la compenetración y la confianza en que todo saldrá bien.

¿Cómo hacer un buen masaje erótico?

– Teoría Básica

Empecemos por lo más básico, antes de empezar con los preparativos, es interesante poder ver algún video tutorial, de masajes, no tienen por qué ser eróticos, si no de masajes relajantes en general, ya que os va a dar una buena base de cómo realizar los movimientos de tus manos y brazos en el cuerpo, y cuál es la mejor zona para comenzar, aunque yo siempre recomiendo la espada., es la más sencilla y te ayuda a coger ritmo.

 

Momento Perfecto

A mí personalmente me encanta el factor sorpresa, es decir no avisar a tu pareja de que le vas a preparar  nada especial, así el impacto será mayor y no estará ya predispuesto a lo que va a suceder. Intenta salir ese día un poco antes de trabajar para prepararlo todo, o aprovecha cuando va a hacer la compra o dar un paseo para organizarlo.

No sólo tu cuerpo y mente tiene que estar preparada para realizar los masajes eróticos, es muy importante crear el ambiente perfecto, todo en armonía para que no haya distracciones. Por lo que fuera móviles, teléfonos y televisores.

– Entorno Adecuado

Cierra todas las puerta de la casa, dejando solo abierta, aquella donde vas a hacer la sesión, coloca unas velas en la entrada para que cuando él llegue sienta que algo bueno va a suceder, si tu casa tiene un pasillo, puedes hacer un camino de velas hasta la habitación elegida para que siga los pasos hasta la sorpresa, la intriga hace que el deseo sea mayor.

– Consejillos

Antes de empezar con el meollo de la cuestión, unos pequeños consejos, si vas a realizar el masaje en la cama, asegúrate que tienes fácil acceso a ambos lados de ella. Coloca una toalla o colcha encima de la cama para evitar manchas, recuerda que vas a utilizar aceites y cremas y pueden manchar. Además ten una toalla pequeña a mano para posibles imprevisto. Cojines, coloca unos cuanto de diferentes alturas para poder utilizarlos según sea necesario y para que tu pareja este cómoda. La incomodidad no beneficia al erotismo.

– Preparativos

Ahora pasamos a la preparación de la habitación.  Importantísimo, la habitación no tiene que estar fría, intenta tener una temperatura cálida y agradable. Si estáis en verano y hace mucho calor, pon un ventilado semiescondido, no con demasiada potencia para que circule el aire por toda la estancia, y si por el contrario están en invierno, asegúrate de que la calefacción esta puesta, aunque no a una temperatura demasiado alta.  Si esto no está equilibrado puede ser que paséis frio o sudéis como pollos, lo que nuevamente no ayuda al erotismo.

Ten cerca siempre algo para beber, puedes preparar un poco de vino, champagne…lo que más os apetezca. Nada de comida, ni piscolabis, ni fresas ni nata, si mezclas muchos elementos al final se convierte en un desastre. La sesión de sabores y degustaciones es mejor dejarla para otra ocasión.

A mí personalmente me encantan las velas, me parece que dan un ambiente mucho más cálido y cercano y sobre todo íntimo, mucho más que las luces tenues o difuminadas con fulares.  A sí que mi consejo, pon tantas velas como puedas por la habitación. Si son aromáticas sería estupendo, si no intenta rociar la habitación con algún ambientador de canela o vainilla, no mucho, solo algo sutil. Esto crea un ambiente de calidez y dulce que beneficia a la relajación.

Música, puedes preparar o buscar algunas sesiones de música para acompañar al masaje. Son muy adecuadas, las sesiones de Chillo ut, sesiones de yoga, taichí o zen. Música ambiente, o cantantes del estilo a Sade, que tienen una música muy relajante en general. Algunas bandas sonoras de películas también pueden ayudarte, sobre todo las románticas. No esperes a poner la música cuando él llegue, déjala puesta antes para que la casa se vaya ambientando. Y al entrar él ya se vaya introduciendo en el ambiente.

– El imprescindible

Otra parte importantísima, es el aceite o lubricante que vas a emplear, es importante que sea aceitoso. De esta forma te permitirá poder resbalar tus manos por todo el cuerpo con poca cantidad, y facilita el roce y la penetración, tanto del pene, como de los dedos. Suele manchar un poco a sí que ten cuidado. Es bueno que tenga algún aroma también, a lavanda, eucalipto o como hemos indicado antes canela o vainilla. Es importante que no sea agresivo o con sustancias químicas fuertes, ten en cuenta que seguramente toque zonas íntimas, no queremos que sea un desastre de irritación, picor y escozor.

wellness-589770_640

Una vez preparada la habitación, tiene que prepararte tú, ponte ropa interior sexy, pero cómoda, hoy no es el día de utilizar ligueros, pero si un picardías semitransparente, incluso unas braguitas brasileñas de encaje con una camisetita de tirantes a juego. Algo con lo que te sientas cómoda y guapa. Que es lo más importante realmente.

– Gran momento

Y llega el momento, el entra por la puerta, tu sales a su encuentro por el pasillo, bésale delicadamente, comienza a desnudarle, poco a poco despacio. Otra forma es esperarle en la habitación y que siga las velas. Puedes vendarle los ojos o dejar que te vea en todo momento, pero ten en cuenta que si le vendas los ojos sentirá todo al 200%. No os pongáis a hablar de nada solo acaríciale y dile que se relaje. No le des pie a que piense y se agobie, solo hazle sentir amado.

Una vez desnudo, le tumbas en la cama boca abajo, insisto, los ojos vendados hacen maravilla en la percepción de las caricias y en la excitación masculina. En un primer momento, colócate a su lado, coge el aceite y échale un poco en la espalda y un poco en tus manos.  Comienza a hacer friegas por la espalda, desde la parte de los hombros hasta casi los glúteos, de forma suave, con círculos, utilizando los dedos, las uñas ligeramente presionadas… puedes morderle ligeramente el lóbulo de la oreja… Es importante que hagas un buen masaje por toda la parte trasera, puedes rozarle ligeramente la zona genital trasera, eso le va a excitar bastante.

La mitad del camino

Después, puedes colocarte encima suyo, sentada encima de sus nalgas para poder ejercer una presión mayor, desnúdate y roza tus pezones contra su espalda, aumentará el clímax. A muchos hombres les encanta y excita que le masajeen las piernas, y sobre todo la parte posterior de las rodillas, no es la más erótica, pero con delicadeza hace maravillas. Una vez tengas dominada y controlada esta parte, dale la vuelta, y aquí es donde tienes que comenzar a jugar más sexualmente hablando. Puedes rozar sus labios ligeramente con tus pezones o dedos. Masajéale suavemente el pecho, rodeando con los dedos los pezones, bajando lentamente por el torso, rozando la zona genital, pero no te detengas demasiado en ella, todavía es pronto para focalizar en ella. Continúa por las piernas, zona interior de los muslos, y vuelve a la zona genital, aquí es donde tienes que empezar la traca final.

– Gran final

Comienza a hacerle masajes a modos de masturbación pero muy lentamente, suavemente y poco a poco, con las dos manos, puedes jugar algo con la boca…  estas alturas del masaje, ambos dos deberás de estar súper excitados, a partir de ahí puedes hacer lo que más te apetezca. Es decir, puedes realizar penetración o simplemente seguir masajeando, o como no el famoso “Happy Ending”, eso ya lo dejo de tu mano.

Consejo importante, tomate tu tiempo en cada parte, no corras, no lo hagas por hacer para llegar al final vete poco a poco, tenéis todo el tiempo del mundo y lo bonito y genial es conseguir un clímax adecuado para los dos.

Tal y como anunciábamos al principio, alrededor de los masajes eróticos, se ha extendido un mercado creciente, que abarca tanto a productos exclusivos o enfocados para las delicias de estos masajes eróticos, como una nueva forma de comercio del sexo, dónde profesionales pueden realizar masajes eróticos cobrando un importe a cambio.

El mejor amigo de los masajes eróticos

Vamos a empezar a exponeros la parte más “inocente”, los productos necesarios y adecuados para conseguir un masaje erótico perfecto. Es importante que sepas, que no es necesario utilizarlos todos, comprarlos todos o combinarlos todos. Salvo el caso de los aceites o cremas, que son imprescindibles y necesarios para poder deslizar bien las manos. Buenos empecemos.

  • Aceites

Los hay de todo tipo, marcas formatos y precios. Puedes ir adquirir un aceite corporal básico o de bebes que encuentra en cualquier supermercado, pero ten en cuenta que no es un producto específico para masajes, y que puede que no te dé el mismo resultado, tanto por la concentración de aceite como por olor o resistencia.  El mundo de los aceites es apasionante y súper extenso, podéis encontrar aceites casi de cualquier tipo, alguno balsámicos que os alivian a la vez que os excitan. También los hay comestibles y de una infinidad de olores distintos, desde afrutados a pasteles… Ahora sólo tienes que elegir el que más te guste.

  • Cremas

Con las cremas ocurre algo similar, que con los aceites, puedes encontrar una gran variedad en los supermercados, pero recuerda que su función no es la de ayudarte en un masaje, si no la de hidratar o ayudar a la piel, por lo que terminará absorbiéndose por completo y no podrás deslizarte tanto como te gustaría. De nuevo hay marcar que tienes cremas exclusivas para realizar masajes eróticos. De diferentes sabores y olores, además suelen dejar la piel súper suave.

candle-1069189_640

  • Velas

Y aquí ya sí que puedes perderte, el mundo vela está muy relacionado con gustos y hábitos, es decir, si tú quieres ambientar tu masaje con velas para dar un toque más sensual, puedes colocar las velas que prefieras, si normalmente las compras en una tienda concreta, puedes seguir adquiriéndolas allí. No es necesario tener unas velas especiales o concretas para ello, la elección va relacionada con lo que quieras gastar, tamaños, colores, olores y reutilización. Son muy aconsejables las velas que duran horas, ya que por así decirlo son de usar y tirar, puedes colocarlas en multitud de sitios ya que no ocupan espacio apenas, y además también tienen una gran cantidad de olores diferentes.

Es cierto, que algunas marcas eróticas o Sex Shop comercializan una gran cantidad de velas enfocadas al erotismo, ya que tienen olores más sensuales, una apariencia más bonito, pero al final la función es la misma.

  • Bálsamos

Aunque más adelante entraré en detalle sobre algunas marcas, hay que destacar, que la marca Kamasutra, tiene en s a la venta una especie de aceite o bálsamo de efecto retardantes, enfocados a retrasar y controlar la eyaculación del hombre si está muy excitado durante el masaje. Se puede aplicar en cualquier parte, aunque hay que destacar que son comestibles.

  • Polvos

Otra marca con bastante historial a su espalda en esto del erotismo y del cuerpo, es la marca Shunga, que más tarde os detallaremos. Existen unos polvos de diferentes olores y sabores, que vienen acompañados de un pequeño plumero, para que los esparzas por el cuerpo de tu pareja, y posteriormente, por ejemplo con la lengua vayas recorriendo el camino. No es un complemento para masajes concretamente, pero puede ayudar a ello.

  • Terapias

Como apoyo o innovación al mundo de los masajes eróticos, esta lo que se conoce como Aromaterapia o Chocolaterapia. La primera suelen ser unos pack que vienen con velas, ambientadores o incienso, que combinan entre sí, y que ayudan a crear una atmosfera más relajante. Y por otro lado está la Chocolaterapia, se puede utilizar como juego sexual, untando con un pincel suavemente el chocolate por el cuerpo de tu pareja, o realizando masajes con él y posteriormente, chupar un poco. No es demasiado limpio, pero da mucho juego.

  • Consoladores

Esto es ya para Masajes Eróticos Master Class. Si tú pareja y tú realizáis con frecuencia masajes eróticos, podéis introducir juguetes sexuales para ir consiguiendo más excitación y profesionalidad. Por ejemplo vibradores masculinos y femeninos, clitorianos o de penetración que no siempre se tienen que utilizar con esta función, ya que la vibración que generan, suele ser relajante y agradable. También existen una serie de vibradores, enfocados a masajes para espalda o muslos con los que podéis jugar. Aquí una buena dosis de imaginación y atrevimiento no os vendrá mal.

 

¿Dónde comprarlo?

Muy bien, una vez hecho un pequeño resumen de cada uno de los productos os voy a presentar 3 marcas que a mi especialmente, me gustan bastante, además son de fácil acceso y tienen diferentes precios. Está claro que puedes encontrar una infinidad de productos para realizar los masajes eróticos, que no tienen por qué ser esto, con buscar un poco en internet, ir a un súper y adaptarte a lo que allí tienen, si no quieres invertir tanto o en cualquier Sex-shop. Pero estas 3 marcas se han especializado en este campo.

durex-hero

 

DUREX

Esta marca, definitivamente,  ha sabido adaptarse a los cambios del mercado la sociedad y las nuevas tendencias sexuales. Ha pasado de ser un tabú como vendedor de preservativos a tener una amplia gama de productos complementario para el sexo, erotismo y picardía. Con fuertes campañas de publicidad única y exclusivamente de estos productos.

Cuando comenzó a desarrollar su negocio, se centró principalmente en hacer una infinidad distinta de preservativos, adaptados a todos los tipos de parejas y de hombres. Una vez conquistado este territorio empezó a crear y comercializar una gran variedad de productos.

Por mencionar algunos de ellos, Durex Lover Connect, son dos geles complementarios uno para él y otro para ella. Se vende Individual o en diferentes packs de regalo. Durex Play O, producto exclusivo para mujeres, para potenciar sus orgasmos y excitación, combinando calor con frescos, altamente recomendable. Después tiene una gama Durex Play, que son lubricantes, de diferentes sabores, aunque no se recomienda masajear con ellos el cuerpo si es cierto que puede venir muy bien para las zonas genitales. Y por último Durex Play Massage, específico para realizar masajes eróticos, tienes uno básico y otros de sabores.

Aquí podemos encontrar algunos complementos estupendos para nuestros masajes eróticos, Tienen una infinidad de vibradores diferentes, tanto para él como para ella. Además de anillos vibradores, que puedes utilizar en la penetración o como excitante para masajear los genitales.

UT85FfqXexaXXagOFbXR

SHUNGA

Es una empresa dedica única y exclusivamente a la producción y venta de productos enfocados al erotismo y a la sexualidad. Principalmente focaliza su producto en los masajes.

Tiene mucho cuidado con la presentación de los productos, con gran detalle y elegancia. Toda su línea estética y gama de productos está basada las antiguas ukiyo-e (pinturas eróticas japonesas), de ahí su imagen con toque oriental.

Lo bueno que tiene esta marca es que puedes encontrarla en una gran infinidad de lugares, Shunga no tienen tienda propia, pero si una gran variedad de distribuidores desde peluquerías, salones de belleza, tiendas de ropa y de ropa íntima, tiendas eróticas, tiendas de perfumería y cosmética, tiendas de complementos femeninos, incluso en su momento tiendas como Natura tuvieron estos productos.

En cuanto a variedad de productos hay una gran infinidad de ellos, de multitud de olores, sabores, colores y variedades. Puedes encontrar productos a partir de 15 euros.

  • Crema de masaje
  • Aceites de masajes
  • Velas de diferentes tipos, en lata, en cerámica, sueltas…
  • Gloss labial
  • Polvos especiales para darse un baño relajante con perlas.
  • Kit de productos con diferentes temáticas y contenidos (vela + aceite + lubricante…)
  • Brillo de labios
  • Crema corporal
  • Sales de baño
  • Kit de masajes con aceite y sábana.
  • Polvos corporales
  • Lubricantes
  • Aceites intensificadores del placer
  • Pintura corporal
  • Pintura corporal comestible de chocolate
  • Crema potenciadora sexual masculina
  • Crema estimulante femenina
  • Set erótico de viaje con diferentes cosillas, crema, aceite, plumas…
  • Kit eróticos completos

Y bueno seguro que dentro de poco se les ocurren más cosas. Son los más expertos y a mí personalmente me encantan.

cropped-kamasutra_cosmetica_erotica

KAMASUTRA

Esta empresa tiene un gran historial a sus espaldas, creada hace más de 40 años tuvo como producto de lanzamiento, el aceite de amor, el fin principal de este producto, era el conseguir una armonía e intimidad en las parejas.

La marca combina la artesanía con una serie de fórmulas únicas en sus productos, creando unos pack exclusivos. La marca Kamasutra, al igual que su competidora Shunga, cuida mucho su imagen y su línea corporativa, con colores y trazos glamurosos y elegante, de inspiración India.
Pone a disposición de los consumidores, una amplia gama de productos:

  • Aceites
  • Cremas y polvos
  • Espumas de baño
  • Lubricantes
  • Pintura corporal
  • Sales de baño
  • Velas eróticas
  • Afrodisiacos
  • Cremas femeninas
  • Gama Gourmet
  • Kit Estimulante
  • Kit Placer
  • Kit de Viaje
  • Kit romántico
  • Kit de masajes

masajes eroticos

El Gran Negocio

Por último me gustaría detenerme un breve momento a hablar sobre la parte comercial de los masajes eróticos. Debido al gran apogeo y auge de este tipo de prácticas, son números, los entornos comerciales y de prostitución que se han generado en torno a ellos.

Se han creado agencias de prostitución sexual, principalmente asiáticas, ya que son en origen las que más dominan estas técnicas de masajes eróticos. Hay numerosas web en internet donde se comercializan este tipo de masajes eróticos, además de otras muchas en las que te explican paso a paso como realizar un masaje erótico profesional (sin coito).  Además de anuncios públicos de profesionales del masaje erótico:

Bueno ya tienes todos los ingredientes necesarios para realizar el perfecto masaje erótico a tu pareja, y recuerda, no tiene que ser perfecto, no tiene que estar súper organizado, y no tienen que ponerte nota, simplemente tenéis que disfrutarlo, experimentar juntos, ver entre los dos lo que os gusta lo que os excita y hasta donde podéis llegar. La idea es ayudar a las relaciones sexuales y eróticas en las parejas, no convertirlo en una norma, obligación y rutina. Ser naturales, ser atentos y sobre todo quereros mucho.